Solo

Sé que terminó. Pero no sé cómo seguir. Aún no me lo creo. 
Tú solo trata de imaginarte cómo sabría el café sin oler a café, o cómo sería el mundo sin sol. Si falta una parte importante, quitas toda la esencia. Ya no sería la misma cosa. Y ahora, ¿cómo sería yo sin ella? ¿Cómo voy a ser? ¿En qué ocuparé las tardes? ¿En qué pensaré por las noches?
Sencillamente, en mi cerebro no existe la opción de: plantear mi vida sin ella.

1 comentario :

  1. Sad but true :( pero es un sintoma que tendra que desaparecer (si es que uno se lo propone) o condenarse por el resto de la vida.

    ResponderEliminar

¿Qué opinas?